adoracionperpetuaunoweb

El vicario general diocesano, José María Avendaño, presidió el pasado 25 de enero una celebración de acción de gracias por el noveno aniversario de la Capilla de la Adoración Perpetua de Getafe.
En la eucaristía, que se celebró en la Catedral Santa María Magdalena de Getafe, estuvo acompañado por parte del clero catedralicio y por varias decenas de adoradores de este municipio.
En su homilía, el vicario general destacó la importancia de las capillas de adoración perpetua que hay en la Diócesis y, en concreto, de la de Getafe, donde “el Señor espera, donde Dios sale al encuentro del hombre, como salió al encuentro de san Pablo”, dijo el padre José María, haciendo referencia a la festividad del día.
El vicario general también agradeció la constancia de los adoradores y su labor de “llevar el Evangelio desde el silencio y el rezo, sin descanso, día y noche, aun en las horas más difíciles, durante estos nueve años”.
Además, invitó a la conversión permanente y a pedir, como san Pablo, que la vida de cada uno sea testimonio de la verdad.
“Que seamos verdaderos discípulos misioneros, creíbles, y que la gracia ocupe nuestra vida”, pidió el padre José María.

 

 

 

 

 

centenario3